pareja17

Cuando comenzamos a vivir en pareja, lo hacemos por muchas razones, pero muchas veces no pensamos en las consecuencias.

Creemos conocer ya todo de nuestra pareja, o al menos eso creíamos hasta el momento que comienzan a vivir bajo el mismo techo, si no estás 100% preparada para dar este paso puede no ser una buena idea.

MONOTONÍA

Se acaban las ganas de verse otra vez, platicar todo lo que ocurrió en su día,etc. Todo por que están relativamente juntos la mayoría del tiempo.

Para mantener la  chispa, hay que tener detalles con nuestra pareja, si se quedan estancados en la rutina se pierde el interés.

DEPENDENCIA

Como se acostumbran a tenerse uno al otro desarrollan un sentido de dependencia, puedes llegar a perder parte de la individualidad que tenías si ya vivías sola.

ORGANIZACIÓN

Al vivir juntos deben de ponerse de acuerdo para tener cierto orden en las cosas. En una pareja siempre hay alguien que es mucho más ordenado que el otro.

PELEAS

Como ya habíamos mencionado, al vivir en pareja se crean acuerdos para mantener la armonía, pero que pasa al memento que esos acuerdos no se están cumpliendo, comienzan los pleitos. Ya sea por cosas pequeñas o algunas más grandes como sería el ámbito económico del hogar.

TENER SU PROPIO ESPACIO

Cada quién necesita tiempo para si mismo, un lugar donde relajarse o donde pensar en especial cuando acaban de pelear.

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Pin on Pinterest0Share on Google+0Share on TumblrShare on StumbleUpon0Email this to someone

Comentarios